Diputados del FDT rechazaron Cuenta de Inversión 2020 y Presupuesto 2022

Acevedo, Martino, Arias, Meixner, Braillard, Díaz, Otaño y Podestá rechazaron la rendición de gastos del año pasado por la falta de transparencia del Ejecutivo Provincial y falta de información del Tribunal de Cuentas. Del Presupuesto 2022 cuestionaron el tratamiento exprés, el déficit, el incremento del endeudamiento, la baja inversión en obras, industrialización y políticas sociales. Exigieron plan de regularización laboral para trabajadores precarizados, más fondos y obras para los municipios, autarquía financiera de la Justicia y destacaron la inversión de Nación en Corrientes.

Este miércoles 15 de diciembre en la segunda sesión extraordinaria en la Cámara baja provincial; los diputados César “Tatin” Acevedo, Belén Martino, Miguel Arias, Alicia Meixner, Germán Braillard, Aída Díaz, Marcos Otaño y Talero Podestá rechazaron la aprobación de las Cuenta de Inversión 2020 y del Proyecto de Presupuesto de la Provincia 2022.

En ambos temas el bloque del Frente de Todos se opuso al tratamiento exprés, a la falta de transparencia en la rendición de los gastos por parte del Ejecutivo provincial, la falta de explicación del Tribunal de Cuentas a muchos puntos, la imposibilidad de acceder a información sobre manejo discrecional de recursos; así como la falta de participación de otros organismos y poderes del Estado en el análisis exprés que el oficialismo pretendió darle al Cálculo general de Gastos y Recursos del 2022.

César “Tatin” Acevedo lamentó que, nuevamente, “no cumplan con los plazos constitucionales: el presupuesto debe estar en septiembre para poder analizarlo con tiempo, escuchar a los tres Poderes del Estado, a cada Ministerio para que expongan las prioridades de inversión. No como ahora que lo quieren tratar de sobre tabla”, señaló

Detalló que el Ejecutivo Provincial “dice que en el 2022 va a gastar $233.181 millones, pero solo le ingresarán al Tesoro Provincial $213.181 millones, por lo que tendrá un déficit de $20.000 millones que lo piensa cubrir con más deudas”, remarcó. 

Sobre el endeudamiento “es un tema que venimos viendo con mucha preocupación por su crecimiento exponencial en los últimos cinco años. Piensan cerrar el año que viene con casi $60.000 millones de deuda total, con lo que habrán quintuplicado la deuda en el período 2017-2022 y pasará a representar casi el 30% de un presupuesto anual”, explicó. 

Rechazó las falsas acussaciones de discriminación y remarcó que “el 88% de los Recursos Corrientes con que contará el Ejecutivo local, son fondos que se los enviará el Gobierno Nacional. Estamos hablando de $200.188 millones que la Nación le va a transferir a la caja del Gobierno de Corrientes a través de diferentes programas y herramientas financieras. Es decir que el Ejecutivo provincial no recauda ni para cubrir el 12% de lo que gasta. Con lo que recauda en un año, no podría pagar ni tres meses de sueldo”.  

“Tatin” Acevedo remarcó que el Estado Nacional le transferirá a Corrientes “$138.538,2 millones en Coparticipación Federal de Impuestos, $32.677 millones en Leyes especiales, $10.882 millones en Recursos de Capital, $13.475 millones a través de fuentes de financiamiento; $4.615 millones en fondos con asignaciones específicas”. 

Puso como ejemplos que el INVICO recibirá $5.681 millones de la Nación, el 91,39% de lo que gastará. El Ministerio de Educación recibirá $24.200 millones de Nación, el 45% de lo que gastarán. El Ministerio de Obras Públicas recibirá $4.504 millones de Nación, más del 65% de lo que gastará. 

“De qué discriminación hablan, si la Nación está ejecutando hoy $33.000 millones en 130 obras, va a finciar otras 60 obras en año que viene y les envirá los fondos para cubrir el 88% de los gastos anuales del Gobierno Provincial”, remarcó “Tatin” Acevedo.

El diputado Miguel Arias lamentó el tratamiento y la aprobación exprés de la iniciativa. “Entendemos que no puede ni debe ser así. Por ejemplo, el Poder Judicial tiene sus reparos sobre este presupuesto y no pudieron ser escuchados. Esto daña nuestra calidad institucional y democrática. En mayo debía presentarse la cuenta de inversión 2020 y en octubre el presupuesto 2022, ninguna de las dos cosas se cumplió y lo estamos tratando ahora a los empujones”. 

Marcos Otaño dijo que el proyecto de presupuesto 2022 pidió “escuchar a los trabajadores de la Salud, de la Educación, a los empleados del IOSCOR, INVICO, IPS” respecto de la inversión en salarios, condiciones de sus áreas. Destacó que “hay mucha más inversión de obras con fondos nacionales y es lo que más claro está en este Presupuesto 2022. A su vez, vemos que se refleja un déficit financiero por sexto año consecutivo. Y el oficialismo, el Gobierno provincial a través de sus legisladores, está aprobando un Presupuesto a libro cerrado. No podemos acompañar un presupuesto donde no hay nada para combatir un altísimo índice de la precarización laboral dentro del Estado que la disfrazan como becas en diferentes ministerios. Especialmente en el de Salud Pública”.

Germán Braillard Poccard apuntó a la falta de gestión del Gobierno provincial “que ejecuta en tiempo y formas las obras que le son concedidas por el Estado Nacional. Y eso no es discriminación, eso es negligencia de la Provincia”, señaló. Sobre la cuestión “de inversión industrial no podemos aprobar un Presupuesto donde los organismos a cargo de generar inversiones como ser el de Producción, Industrial o la Cámara del Tabaco, apenas llegan al 2% de todo lo que se quiere presupuestar para todo el año próximo”.

La diputada María Alicia Meixner subrayó “nuestra preocupación sobre el volumen de deuda que se sigue acumulando. Nos estamos acercando a casi tres nóminas de salarios de empleados estatales, son índices de los años 1997, 1998 y es por esto que pedimos claridad y más tiempo para saber sobre los números de este Presupuesto”. 

En relación al Poder Judicial “hoy el Superior Tribunal de Justicia pide informes en 72 horas para saber todo el dinero ejecutado por el Poder Judicial. Y entonces –remarcó- cómo ni siquiera la Justicia sabe cómo se ejecuta el dinero en nuestra provincia. No vamos acompañar este presupuesto porque estamos convencidos de que se pueden mejorar las cosas y que las minorías también deben estar representadas en un ejercicio presupuestario”.

La diputada Aída Díaz fundamentó su rechazo junto al bloque del Frente de Todos “porque debemos pensar en un federalismo interno, hacia adentro de la Provincia. Lo digo porque se ha hablado mucho de una supuesta discriminación del Gobierno nacional a la provincial, y quiero pedir que los municipios de Ituzaingó, Villa Olivari y San Antonio Apipé reciban lo que por ley le corresponde a cada uno de ellos que son las regalías de Yacyretá y en este presupuesto no están. Es algo que les corresponde por ley y no se cumple”.

César “Tatin” Acevedo lamentó que “cerca de 15.500 trabajadores del Estado están precarizados, otros miles figuran como becarios; con salarios bajos, sin estabilidad, principalmente en áreas sensibles como Salud, Educación, Desarrollo Social” por lo que pidió plan de regularización salarial y aumentos de sueldos en blanco. 

“Hablan de modernización y a Ciencia y Técnica le asignan el 0,04% del presupuesto general. Hablan de industrialización y a Industria le asignan el 0,13% del presupuesto general. A qué le llaman Desarrollo si invierten menos del 1% del presupuesto en Ciencia, Tecnología, Industria, Conectividad, Agricultura. Hablan de Federalismo, pero el Ejecutivo Provincial se queda con el 89% de los recursos y solo reparte el 11% a los 74 municipios; con mecanismos de premios y castigos incluidos”, reclamó “Tatin” Acevedo.

Spread the love